Noticias


Los planteles educativos Escuela España, Escuela El Sauce y Escuela Río Blanco

Fueron reconocidas por sus esfuerzos en materia de educar a sus estudiantes con iniciativas destinadas a generar conciencia en torno a temáticas ambientales

En dependencias de la Escuela Agrícola Salesiana Fundación Huidobro en Catemu, se realizó la ceremonia en la que escuelas, liceos y jardines infantiles del Valle de Aconcagua recibieron de manos de autoridades regionales ministeriales correspondientes a la cartera de Medio Ambiente, la certificación escolar ambiental, sello que se entrega debido a medidas concretas que toman los planteles en torno al cuidado del ecosistema.

Representando a la comuna de Los Andes, las escuelas España, El Sauce y Río Blanco, dependientes del DAEM de la comuna, pudieron contar sus experiencias en torno a este trabajo que se realiza con sus alumnos.

Trabajando por el entorno

Miguel Henríquez, alumno de 7° de Escuela España cuenta que para él es muy importante tener una escuela limpia y con árboles, palabras que son reforzadas por la docente a cargo Teresa Vergara, quien profundiza: “Si somos una escuela ecológica debemos trabajar para el medio ambiente, tenemos un ramo desde pre kínder a octavo dentro del plan de estudio y en él trabajamos bajo los ejes de reciclaje, eficiencia energética y medioambiente. En esa hora de clases se trabaja con los estudiantes en el huerto, se crean objetos con material de desecho, etc.”.

Mirada hacia el futuro

La certificación ambiental junto con reconocer el trabajo de las unidades educativas en materia ecológica y reforzar los sellos de los establecimientos educacionales, también es un incentivo para generar cambios de hábito en los más pequeños, generar una chispa de cambio hacia un modelo de desarrollo sustentable.

Es por lo antes mencionado que el desarrollar instancias e iniciativas que promuevan el correcto uso de recursos naturales obedece a la premisa de dejar algo para aquellos que están por venir. En esta materia, el director de Escuela Río Blanco, Claudio Sepúlveda, comenta que es importante que los niños aprendan a sacar el máximo provecho de distintos materiales y fomentar un estilo de vida que respete la naturaleza.