Inicio


Los alcaldes del valle de Aconcagua se reunieron con el ministro de Obras Públicas

Rafael Moreno, particularmente para avanzar en soluciones para la sequía que afecta a la zona.
Diez años de sequía, una situación histórica que está enfrentado el país. Los más afectados, las regiones del centro, Valparaíso (el valle de Aconcagua) y la Región Metropolitana. Para conocer las dificultades y los problemas que se viven sobre esta temática, de voz de quienes más conocen la realidad y los problemas de la zona, alcaldes se reunieron con el ministro de Obras Públicas, Rafael Moreno.
En la instancia se analizó el Plan Aconcagua y se expuso la problemática del abastecimiento de agua potable, sobre todo en las comunas rurales, y en Los Andes en el caso particular del camino internacional. Medidas paliativas que existen y que se ejecutarán.
Alfredo Moreno, ministro de Obras Públicas dijo que se reunieron con todos los alcaldes para saber de primera fuente la realidad del valle. “Tenemos una tremenda tarea en conjunto por hacer, respecto a la sequía que estamos enfrentando. Estamos empeñados en hacer lo mejor posible con la distribución de aguas del río Aconcagua, en un diálogo con las distintas secciones, con usuarios y regantes.
Se informó sobre los proyectos de inversión para el mejoramiento de los APR de la zona, recursos para la construcción de nuevos pozos, y así poder asegurar el abastecimiento de agua potable para los habitantes del valle.
“Creo que fue una reunión muy provechosa, hacía tiempo que no nos reuníamos como grupo de alcaldes de Aconcagua con este ministerio. En la reunión, primó la seriedad, la transversalidad, nos llevamos información y respuestas para el corto plazo sobre propuestas públicas y privadas”, reconoció el alcalde Manuel Rivera.
En temas de largo aliento se encuentra la proyección de los embalses. Estudios que demoran tiempo y requieren una fuerte inversión.